Visitantes

domingo, 15 de agosto de 2010

SOÑADOR

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>><<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<
Persiguió tanto su sueño, que olvidó cómo vivir despierto.
>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>><<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<

9 comentarios:

Hector Ugalde UCH dijo...

¡Muy bueno! :]
No hay que olvidar vivir, ni olvidar soñar... ya sea despiertos, o dormidos...
¡mUCHos salUCHos de UCH! :]

Maite dijo...

Yo creo que los sueños tienen la característica de poder vivirlos dormido o despierto, pero la vida sólo se puede estar en ella de una forma, con los ojos bien abiertos. Hay mucha gente que por cumplir una ambición (que ellos llaman sueño) se olvidan de vivir la vida. Hay otros que persiguen un sueño, pero sin olvidarse de mirar siempre a su alrededor, y cuando éstos consiguen que el sueño se cumpla, son los auténticos valedores del éxito. De todas formas, ya se sabe...en el término medio está siempre la virtud. Gracias por pasar y comentar.

Anonima Mente dijo...

No soy partidaria de perseguir sueños, me explico en este post que escribí hace tiempo:
http://diariodeanonimamente.blogspot.com/2010/05/ser.html

Un saludo y a mimar los sueños

Alberto Flecha dijo...

Cierto, Maite, veo que el tema de los sueños y la realidad inspira mucho ultimamente. Aunque quizá la realidad no sea más que un sueño y los sueños, sueños de los sueños. Ya lo decía Calderón. Por cierto, si no te importa, ¿puedes escribirme a mi correo y ponerme tu dirección de mail? Tengo que decirte algo.
Un abrazo.

Maite dijo...

Anónima: los sueños no hay que perseguirlos (se asustan), sólo hay que creer en ellos (se reafirman). Precioso tu relato, ya te dejé un comentario. Un abrazo.



Alberto: a pesar de lo que pueda parecer, yo soy un poco anticalderonista porque no creo que los sueños sólo sean sueños, si no parte de la realidad, cuando creemos de verdad en ello, con fuerza y determinación, no sólo como un deseo, si no como una realidad, la mayoría de las veces se cumplen!!

Claudia Sánchez dijo...

Esta muy bien Maite. Hay que creer en los sueños y estar alertas para transformarlos en realidad.
Saludos!

Maite dijo...

Así es Claudia, hay que hacer ambas cosas, creer en los sueños sin perder de vista la realidad. Un abrazote.

manuespada dijo...

Perseguir los sueños es bueno, obsesionarse con ellos es destructivo. Conozco algunos casos.

Maite dijo...

Por ahí van los tiros Manu. Tú siempre comprendes muy bien la esencia de las relatos. Más que perseguirlos, hay que creer en ellos, con total confianza, saber que somos capaces, y entonces tenemos la partida casi ganada. Si nos asaltan las dudaas, todo lo construído se viene abajo, y luego están los que se obsesionan de tal manera que se destruyen a ellos mismos y a todo lo que les rodea. Un abrazo.