Visitantes

miércoles, 29 de diciembre de 2010

PROBLEMA DE TUBERÍAS

Se oyó el portazo como un trueno en la tormenta empapándolo todo de un silencio que lograba romper los tímpanos. La vida entonces comenzó a girar en torno a mí como un remolino de agua en un lavabo, yéndose los recuerdos, las caricias y los besos, gota a gota, por la boca del desagüe.

25 comentarios:

AGUS dijo...

Buenísimo, Maite. La pérdida de la persona amada – en este caso un abandono – retratada perfectamente a través de ese portazo inicial que desencadena un torrente imparable de gestos meteorológicos-sentimentales. El final, ese remolino casi apocalíptico que lo engulle todo, espléndido, muy visual. Me encantó, tiene mucha fuerza y lirismo. Enhorabuena.

Abrazos.

Ángeles Sánchez dijo...

Me ha encantado la forma de meter el amor-desamor en las tuberías, y la imagen del remolino por donde se escapa.
Ahora tendrá que llamar al fontanero...

Muy buen micro.

Abrazos

Torcuato dijo...

A mi también me parece muy bueno.
Humedad, silencio, ruido. Bien empleados los significados.
Un beso, Maite.

Luisa Hurtado González dijo...

Perfecto. Haces llegar muy bien al lector todas las sensaciones de desconcierto, desorientación, pérdida, tristeza,... Se siente junto con el protagonista.
Felicidades y gracias, un placer.

Anita Dinamita dijo...

Ufff, genial, absolutamente visual!!!
Ojalá fuera tan fácil a veces dejar ir en ese momento del portazo los recuerdos por las tuberías.
No he podido evitar preguntarme ¿hacia que lado iba todo? me encanta eso de que según el hemisferio gire hacia un lado o a otro...
Abrazos hemisféricos

Maite dijo...

Agus: volvemos a estar en una sintonía perfecta, todo lo que has descrito es lo que he querido plasmar. Choca esos cinco!! ;)


Angeles: a veces me da la sensación de que las relaciones son como bañeras que se van llenando, que a veces, circunstancias o rutinas, hacen que el tapón deje filtrarse el agua, y que si no hay momentos de "verter agua nueva" y de "afianzar el tapón", todo acaba yéndose por el desagüe. Un besito y gracias por tu paciencia con el error de los comentarios ;)


Torcuato: hoy le hemos dado al palo más metafórico (como en el flamenco) Un beso


Luisa: gracias a ti, por favor!!, por estar, por leer y por "manifestarte" Sin vosotros, esto perdería una gran parte de su sentido. Abrazos.

Maite dijo...

Anita: buen argumento ese de los hemisferios y los giros imantados...me quedo dándole vueltas, tal vez salga algo por ahí. Abrazos.

Patricia dijo...

Dramáticamente cierto. Es lo que se siente, todo llendo por las tuberías. Luego de una separación dolorosa uno se 'sorprende' cuando encuentra los objetos quietecitos en su sitio: que los cuadros no estén torcidos ni las hojas de los libros arrancadas...
Excelentísima metáfora has descripto. Gran micro.

CYBRGHOST dijo...

Coincido con Anita, muy visual. Y muy conciso, como una punzada.

Alberto Flecha dijo...

Metáforas, alegorías y comparaciones del desamor. Un micro muy poético con potentes imágenes; y muy bien escrito. Me gustó mucho, Maite.

Maite dijo...

Patricia: también es muy buen detalle ese que describes en tu comentario, todo revuelto ante tus ojos, sin embargo...todo está en su sitio. Besos.


Cyb: esa es una buena definición, una ruptura, una punzada de dolor, pero siempre hay un analgésico en algún lado ;)


Alberto Flecha: qué gusto da tenerte de vuelta en casa :) Un abrazo

David Figueroa dijo...

Muy bueno Maite, muchas malos recuerdos tenía que tener para tirarlos por el desagüe tan rápido.
Un abrazo.

Jesus Esnaola dijo...

Ay querida Maite, la de buenos micros que me estoy perdiendo. Me gustó el juego de imágenes meteorológicas; claro que hasta hace muy poco los hombres del tiempo no daban una. Da que pensar.

Un abrazo y un beso y un feliz año.

Lola Sanabria dijo...

Muy buena forma de contar un abandono. Me gustó mucho.

Abrazos y besos de fin de año.

Anónimo dijo...

De nuevo coincido con todos, una gran historia en tan pocas líneas. Tan rica en imágenes que hasta tiene sonido: el ruido que desprende el desagüe engulléndose el agua...o... será el agua buscándo su salida a través del desagüe?? :-S siempre lo he dudado. Lo que si que está claro es que ese agua no se pierde, sigue su ciclo, pero siempre vuelve en forma de lluvia... y... nos puede empapar de nuevo.
Todo un lujo leerte. Feliz año!!
Juani

carlos de la parra dijo...

Buenísimo Maite, no sé porqué es recordante de sesiones de amor en la ducha, al final solo queda el ronco canto del caño.

Maite dijo...

David Figueroa: a veces el agua se va gota a gota casi sin darte cuenta, ya sabes lo difícil que es encontrar una filtración de agua ;)


Jesus Esnaola: Querido Jesus!! y no sabes lo que se te echa de menos. Feliz año y felices micros ;)


Lola Sanabria: no sé si hay forma buena de contar un abandono, Lola, pero al menos creo que puede reflejar la situación y el sentimiento. Besos.


Juani: en tu comentario planteas un gran dilema, quién engulle a quién? Pero es muy bonito lo que dices sobre el ciclo en el que todo vuelve a surgir y se renueva. Tolo un lujo tu comentario ;) Feliz 2011!!!


Carlos de la Parra: esta tuya es otra visión del tema, gracias por aportarla. Un fuerte abrazo, Carlo.

Iván Teruel dijo...

Maite, hace tiempo que quería venir por aquí y dejar mi granito. Cuando Agus tuvo el acierto de incluirte en su sección "Pasen y vean" ya viste que suelo llegar tarde, con casi todo dicho. También recuerdo que en tu semblanza reconocías que durante mucho tiempo te acompañó la poesía.

Bien, ese caudal lírico, que no consiste en una mayor dedicación al género sino en una manera singular de concebir y percibir la realidad y el arte, despunta en este micro. Son dos imágenes, solo dos, para plasmar el momento puntual de una ruptura. Son solo dos imágenes, pero de tal fuerza, de tal profundidad, de tal plasticidad, que en apenas cinco o seis líneas alcanzas más de una fibra sensible de quien lee.

Esto quizás sea un poema disfrazado de microrrelato. O un microrrelato disfrazado de poema. Quá más da. En todo caso, es un diamante.

Enhorabuena y feliz año nuevo.

Maite dijo...

Iván: siempre veía por ahí tus acertadas críticas y hoy me alegro de verte por aquí :)
Tienes mucha razón, cuando lo escribí, pensé en que era un texto no con influencias poéticas, si no más bien con añoranza de figuras poéticas y versos.
Un abrazo, gracias por tus palabras, Iván.

Un tipo dijo...

Ese remolino... también termina llevándose a uno.
Gran imagen la que dibuja.

Saludos :)

Maite dijo...

Un tipo: así es, la vida, de una forma u otra nos engulle. Un abrazo.

egolastra dijo...

Y durante un tiempo no dejas de pensar que el que se fue era el fontanero...

Felicidades, un abrazo.

Maite dijo...

egolastra: bueno, cada uno lo ve desde su óptica, pero el que se fue podría tener cualquier profesión, incluída la de fontanero, desde luego ;) Abrazos.

egolastra dijo...

Bueno, lo digo porque como haces un símil con un problema de tuberías... y cuando nos quedamos solos queda la sensación que la solución a nuestros problemas la tiene precisamente la persona que nos falta. Por suerte el tiempo todo lo cura.

Saludos.

Maite dijo...

egolastra: efectivamente, por suerte, el tiempo, desatasca todas las tuberías ;) Un fuerte abrazo